A la memoria de Adriana Díaz Crosta. A mi esposo, siempre.

La luz a que respondo.

El amor fue una herida en mi costado.
El amor fue un oscuro pasadizo donde se debatía la inocencia como paloma ciega
profanada por perversos agravios dolorosos.
El amor fue un velamen de traiciones,
un desvarío esquivo e inclemente cercenando a mandobles los rituales,
las agrestes corolas violentadas por los dedos raquíticos del odio.
Y yo morí de corazón abierto,
morí como se mueren los que sueñan,
de afiladas frialdades, de sospechas, de llagas sumergidas en limones, de feroces destierros andrajosos.
Me debatí en oleajes homicidas sin más resguardo que mi llanto inerme
con una identidad de mascarones ofrendándose a crestas procelarias y centurias de cierzos melancólicos.
Agnóstica,
perdida en mis fracasos,
renegando de sueños,
de ilusiones,
no era más que la sombra de una pena,
sólo una maloliente alcantarilla donde el agua arrojaba sus despojos.
Entonces emergió,
por las rompientes,
el faro bautismal de tu ternura,
- candil de paz para un destino ciego -
linterna de afiebradas claridades restituyendo todos los asombros.
Y a la orilla del vuelo,
los panales,
el estallido de un abril sereno,
la paciencia explorando mis arcanos,
arrancándome espinas, desalientos, astillas de flagrantes abandonos.
Fue así que el corazón inhabitado emprendió los crepúsculos intensos detrás de tus seguras transparencias,
por ser la longitud de mi esperanza
y el destino de luz
al que respondo.

1 comentario:

Maiz dijo...

un poema fuerte.

Acerca de la autora

Acerca de la autora
Centro Cultural San Domingo - Oaxaca (México) 2004

Biobibliografía

Norma Segades Manias, Santa Fe, Argentina, 1945. Ha escrito *Más allá de las máscaras *El vuelo inhabitado *Mi voz a la deriva *Tiempo de duendes *El amor sin mordazas *Crónica de las huellas *Un muelle en la nostalgia *A espaldas del silencio *Desde otras voces *La memoria encendida * A solas con la sombra *Bitácora del viento *Historias para Tiago y *Pese a todo (CD) En 1999 la Fundación Reconocimiento, inspirada en la trayectoria de la Dra. Alicia Moreau de Justo, le otorgó diploma y medalla nombrándola Alicia por “su actitud de vida” y el Instituto Argentino de la Excelencia (IADE) le hizo entrega del Primer Premio Nacional a la Excelencia Humana por “su meritorio aporte a la cultura”. En el año 2005 fue nombrada Ciudadana Santafesina Destacada por el Honorable Concejo Municipal de la ciudad de Santa Fe “por su talentoso y valioso aporte al arte literario y periodismo cultural y por sus notables antecedentes como escritora en el ámbito local, nacional e internacional”. En 2007 el Poder Ejecutivo Municipal estimó oportuno "reconocer su labor literaria como relevante aporte a la cultura de la ciudad".

Datos personales